fbpx

El testimonio de “Ozzy”

"Cambié una batería en 3 minutos, pero no lo hice solo, lo hice drogado"

Compartimos nuestra mesa de redacción con Carlos Alberto Escobar. Para quienes lo conocieron en el ambiente musical, su apodo era "Ozzy", un famoso "Stage Manager" (jefe de escenario). Prestó sus servicios a grupos como"Virus", "Helicópteros", "Fricción", "Rata Blanca", "Los Pericos", "V8", y al lado de músicos como Fito Paez, Fabiana Cantilo, Charly García, y otros.

Carlos "Ozzy" nos cuenta su historia

V.J.: ¿Qué edad tenés?

Carlos: 26 años.

V.J.: Tu vida fue bastante particular. Te moviste en el ambiente de la música. Son muchas las experiencias que adquiriste "dentro del ramo". Sabemos también que tuviste una experiencia con Jesucristo que cambió radicalmente tu vida. Nos gustaría que nos contaras desde el principio tu historia.

Carlos: Fui criado por mi abuela, a pesar que vivía con mis padres. Con el tiempo fui creciendo sin un apoyo familiar real. Me hice de muchas amigos. Me echaron de varios colegios. En casa mucho no les importaba. Dejé de estudiar y no trabajaba.

V.J.: Cómo comenzaste a relacionarte con los integrantes de grupos conocidos?

Carlos: Me compré instrumentos y me puse a tocar con mis amigos. Esto fue a los 16 o 17 años. De allí surgió un grupo que se llamaba "Stuka". Luego formamos otro grupo llamado "TRASK" y tocamos en varios lugares. Nunca llegamos a tocar en público.

Carlos Alberto Escobar "Ozzy", vocalista de TRASK.

De ahí en más se inicia mi verdadera historia. Comencé a ensayar en TNT, una sala de ensayo muy vieja donde ensayaban también los "Virus"' y los "Helicópteros". Me hice muy amigo de ellos. También iba una banda de rock and roll "duro" llamada "666", donde tocaba el primer bajista de Punto Rojo. Mi primer trabajo como asistente fue con este grupo.

Tuvimos problemas can el nombre del grupo porque ya había otra banda registrada con el mismo nombre. Tuvimos que cambiarlo y fijate como estaríamos que los llamamos "14/22", números de la quiniela que significan el "loco" y el "borracho".

Al tiempo se va el baterista del grupo y lo reemplaza Adrian Cenci, que tocaba con dos bombos. Era una cosa increíble. Me hice muy amigo de él. Después dejo de trabajar con "14/22", y me "engancho" en una grabadora. Un día me encuentro con Adrian que me cuenta que está tocando en "V8".

V.J.: ¿En tus trabajos cuál era tu tarea específica?

Carlos: Jefe de escenario (stage manager). Armaba el escenario y asistía a los músicos, cambiando una cuerda, dándoles agua, etc. En resumen yo era el responsable de toda la "actividad' dentro del escenario. Lo único que tenia que hacer el músico era tocar.

V.J.: ¿Carlos te animás a enumerar algunos de los grupos con los cuales trabajaste?

Carlos: Bueno, mientras estaba con "V8", trabajaba también en otras banda "subtes". Después me contrató "Fricción". De ahí pasé a "Virus". Luego con los "Helicópteros". Me fui desarrollando y perfeccionando hasta llegar a trabajar con Mavi Diaz de las "Viudas". Trabajé también con Fabiana Cantilo, Charly García, con Fito Paez como colaborador en un recital en La Falda. Luego me llamaron para un festival "Todo Rock".

"Tomaba cocaína y estando totalmente ebrio insultaba a mi padre en casa. Aun he llegado a insultar a Dios, pero sé que ya me ha perdonado".

Trabajé como "stage", 16 bandas en un día y éramos tres personas los que estábamos a cargo del escenario. De ahí comencé a trabajar en Halley Records, junto a grupos corno los "'Pericos". Para ese entonces ya conocía al "enano", a Walter Giardino, y paso a "Rata Blanca". Voy a Rosario y a Mar del Plata con ellos.

Trabajé con "Vitiken", con "Tarzen", con Dany Peronell, que para mí fue un orgullo trabajar con él, porque él venia de trabajar corno grupo soporte de "Kiss" afuera. Grabó con 'Alacrán", con uno de los mejores productores artísticos en la Argentina que es Julio Presas, que aprendí mucho de él. Hice un curso con David Lebón. Y conocí a Pedro Aznar y a Spinetta. También conocí a Lucas Pro-dan. Es decir, según lo veo ahora, comencé a moverme en un ambiente que era de mentira.

V.J.: ¿Porqué de mentira?

Carlos: Porque juegan a hacerte creer lo que no es. Por ejemplo en un festival que hubo en Halley Records, yo trabaje como "stage". Y salí en la revista "Metal", que habla sido el "stage" más rápido. Cambié una batería en tres minutos. Pero no lo hice solo, lo hice totalmente drogado, consumiendo cocaína, simplemente porque no hay otra forma de hacerlo. Muchas veces lo he hecho. Tomaba cocaína y estando totalmente ebrio insultaba a mi padre en casa. Aún he llegado a insultar a Dios, pero sé que ya me ha perdonado.

V.J.: En el ambiente es algo común insultar a Dios, blasfemar contra Él, poner las manos en forma de cuerno, invertir la cruz y colgársela en al oreja y todo ase tipo de cosas…

Carlos: Si, pero lo hacen por ignorancia. Los músicos y el público argentino son músicos y público de vídeo. El único original fue "V8". Ni 'Riff' fue original. Los "heavys" hacen los "cuernitos" porque ven un video de "Dio". Ven que en Inglaterra están todos haciendo los "cuernos". También ven a Ozzy Osborn haciéndolo, y hacen lo mismo.

La conversión de "Ozzy"

"Yo lo recibí en mi corazón, y el milagro se hizo… ¡cambié!"

V.J.: ¿Cómo fue que conociste al Señor?

Carlos: A muchos les va a causar gracia. Estaba con los chicos de "V8", saqué un 'porro' y les dije: "muchachos, fumamos?". Y ahí, Beto y Miguel me dijeron: "¡Pero tirá eso!" Yo no entendía nada. Al momento me hablaron del amor de Dios y de la posibilidad de un cambio de vida. Yo lo recibí en mi corazón, y el milagro se hizo… ¡cambié!

V.J.: ¿Qué tenés para decirle a los chicos que van a los recitales, se drogan y ponen manos en forma de cuerno?

Carlos: Que me da mucha pena que pongan así la mano. No saben el significado de esa expresión.

Con respecto a la droga, el otro día iba caminando y pasó un pibe y me dijo: ¿"vieja" me pasas la Biblia que me voy a hacer un "porro"? Me dio pena porque allí estaba la vida y el loco la elegía para hacer la muerte.

Yo fui borracho, fui drogadicto, fui "todas" y no sirve. Uno piensa que son "puertas" y te decís para vos mismo "por acá salgo", y te encontrás en un muro. La droga es simplemente un pasillo oscuro, donde querés llegar al final. Corrés y corres, seguís y seguís, tomás cada vez más y nunca llegas a nada.

Al decir esto no quiero "hacerle la cabeza" la nadie. Yo solo les cuento la mía, que tengo a alguien que me ama, y ese alguien es Jesucristo. Hoy no necesito de nada, ni cigarrillo, ni droga, ni alcohol ni del rock and roll, ni de todas las mentiras que dicen.

Lo que sí quiero decirles es que paren un poquito la "máquina". Que se sienten y piensen: tengo en mi mano la vida y la muerte. Y que decidan vivir o morir. Dios te da la oportunidad.


© Copyright 2021, Visión Joven.
Publicado en